Talentoso jardinero cubano busca futuro en las Grandes Ligas y abandona Cuba

El joven pelotero cubano Rafael Álvarez, de apenas 16 años, abandonó Cuba rumbo a República Dominicana, donde buscará firmar con una organización de Grandes Ligas una vez que pueda ser declarado agente libre.

El periodista deportivo Francys Romero, que dio a conocer en su web la noticia, calificó al joven jardinero -natural de la provincia Granma y con 6,2 de estatura- como “uno de los talentos más avanzados de su categoría con el bate”.

“Posee velocidad, defensa y brazo, por lo que puede ser considerado un prospecto cercano a las cinco herramientas”, añadió.

En febrero del 2020, el granmense se convirtió en el líder jonronero de la competencia Nacional de la categoría 15-16, algo que fue subrayado en un reportaje de la prensa deportiva cubana, que lo calificó como «el nuevo Despaigne».

Romero estima que ahora el joven debe entrar en una etapa de fuerte preparación física y de adaptación, puesto que en Cuba no se jugó en las categorías inferiores durante 2021 debido a la pandemia de coronavirus.

Por ese motivo, Álvarez y otros «prospectos también muy jóvenes que han abandonado la pelota cubana en los últimos meses deberán el ritmo de juego necesario para que puedan ser  presentados ante scouts, con el fin de arribar a la MLB.

“Su estatura de 6,2 y además el atleticismo con el que se expresa en el campo hacen pensar que será un jugador de alto perfil dentro del próximo período de firmas internacionales”, concluyó el especialista.

Francy Romero considera que «el 2021 será recordado como el año de los ‘abandonos’”, ello debido a tres fugas del Equipo Cuba que se presentó Preolímpico de las Américas, celebrado en Florida en mayo, y luego a los 12 peloteros que se escaparon durante el Mundial Sub-23, celebrado en México.

El periodista precisó que según datos de su investigación El sueño y la realidad. Historias de la emigración del béisbol cubano (1960-2018), la cifra de 15 abandonos representa más del total de todos los abandonos en delegaciones cubanas oficiales de béisbol entre 2001 y 2010.

Las fugas también se han incrementado en las categorías inferiores. A mediados de octubre, el joven pelotero del equipo Industriales, Cristian De Jesús López Cala, de 19 años, también salió de Cuba hacia República Dominicana con intención de hacer carrera en Grandes Ligas.

En ese caso el joven se encontraba en la preselección de 27 jugadores sub-23 que entrenaba en el Estadio Latinoamericano para participar en el Panamericano Junior a disputarse en Colombia en noviembre.

López Cala fue el quinto prospecto que emigró de la lista de los Mejores 25 jugadores sub-18 de 2020”. Antes habían partido Reimi García (#8), Leandro Hernández (#13), Ruben Menes (#20) y Luis Danys Morales (#2), difundida por el propio Francys Romero.

Un mes después, a mediados de noviembre, trascendió que los jóvenes peloteros Darlin Jiménez y Gustavo Urgellés, ambos de 21 años, también se marcharon con interés de continuar su carrera deportiva en las Grandes Ligas.

Jiménez, natural de Granma, obtuvo la baja de las autoridades deportivas de su provincia tras anunciar que no participaría en la preselección nacional de los Juegos Panamericanos Junior de Colombia. Su decisión fue como protesta por no haber sido incluido en el equipo que asistió entre septiembre y octubre al Mundial sub-23 en México.

Fuente: CiberCuba