Cuba elimina cuarentena obligatoria para viajeros internacionales

Prensa Latina

Los viajeros –cubanos o extranjeros– deberán presentar el pasaporte de salud o certificado de vacunación contra el coronavirus y, en su defecto, un PCR de menos de 72 horas.

El gobierno cubano eliminó oficialmente la cuarentena obligatoria por COVID-19 para los viajeros que arriben a la isla desde este domingo.

De acuerdo con una publicación de la agencia oficialista Prensa Latina, la medida es la antesala de un grupo de normativas que se implementarán a partir del 15 de noviembre, fecha prevista para la apertura de las fronteras nacionales.

Ese medio de prensa explicó que desde la mencionada fecha se esperan unos 400 vuelos semanales y se permitirá la permanencia de embarcaciones (como cruceros) en aguas territoriales.

Los viajeros –cubanos o extranjeros– deberán, sin embargo, presentar el pasaporte de salud o certificado de vacunación contra el coronavirus. 

También se eliminará la realización en los aeropuertos del examen PCR para detectar COVID-19, pero quienes no tengan carnet de vacunación deberán presentar una prueba de este tipo efectuada por laboratorios certificados 72 horas antes de la llegada a Cuba.

«Todos los viajeros (cubanos o extranjeros) que entren al país deberán presentar un pasaporte de salud o certificado internacional anticovid de aquellas vacunas certificadas por las agencias reguladoras correspondientes. Aquellos que no tengan estos documentos, están en la obligación de presentar al arribo del país una certificación de PCR negativo a COVID-19 con no menos de 72 horas antes de viajar, realizada en un laboratorio certificado en el país de origen», había adelantado el ministro de Turismo, Juan Carlos García Granda.

No obstante, se realizará toma de muestras aleatorias en todos los puertos, indicaron las autoridades de Salud y de los ministerios del Transporte y el Turismo, los cuales aseguran que mantendrán la vigilancia epidemiológica.

Para los residentes cubanos que arriben al país, el protocolo establece que estos deberán presentarse en el consultorio del médico de familia o área de salud comunitaria en un plazo de 48 horas desde su llegada.

La nota subraya que estas medidas contribuyen a facilitar la entrada a la nación caribeña, cuyas autoridades intentan impulsar el turismo, uno de los principales renglones de la economía y entre los más golpeados durante la pandemia.

La agencia oficialista cubana destaca que la isla «necesita aprovechar los meses de noviembre y diciembre», la llamada temporada alta del turismo, para «aportar liquidez a una economía que el pasado año decreció el 10,9 por ciento».

El régimen ya había anunciado que los 10 aeropuertos internacionales del país estaban listos para la reapertura de las fronteras cubanas el 15 de noviembre.

En 2020 Cuba vio caer casi en un 80 por ciento el turismo internacional a causa de la crisis sanitaria, un hecho que sumió a la economía en una grave depresión que devino en una crisis social alentada por la escasez de alimentos y productos básicos.